Sonrisas bien afinadas

Sonrisas bien afinadas

No es que ojalá la música cambie el mundo, a modo de axioma utópico y también manido que se usa en plan lalala como si no fuera posible. Es que de hecho ya lo está cambiando, siempre lo ha hecho, aunque a veces no seamos conscientes; al igual que, nos guste o no, las redes sociales han modificado la forma en que nos comunicamos. Es una realidad. La cuestión, por tanto, no es que la música cambie el mundo, sino cómo lo cambia.

El jazz se rebeló contra la represión y la exclusión negra, de la misma manera que el hip-hop dio volumen a los problemas de los barrios marginales. El rock and roll nos vuelve rebeldes, la balada románticos y el reggaetón cada vez más machistas. Cuidado: la música cambia el mundo. Y ya no es un deseo, sino una advertencia.

Los pitagóricos, quinientos años antes de Cristo, ya se dieron cuenta de la importancia de la música, en la que encontraron aliado: Los números están en la música, descubrieron, y siendo, como afirmaban, las Matemáticas el lenguaje de la naturaleza, la música fue para ellos algo así como las primeras palabras que oyeron de la realidad. Sin ánimo de filosofar, podemos deducir que el carácter universal de la música es incuestionable y que, efectivamente, según teorizaban los pitagóricos, el alma parece vibrar en armonía con ella. En resumen, que dime con qué suenas y te diré… Que no es lo mismo escuchar a Mozart que a Marilyn Manson; que no te hacen vibrar las cuerdas mentales igual, ni gira los mismos mundos. Matemática pura.

La música es inherente al desarrollo de la humanidad, vaivén de evoluciones e involuciones, de logros y derrotas, autor de ser quienes somos. Por eso tenemos la obligación de tratar la música con cautela, con respeto, conscientes de su poder. Acercándonos a ella desde pequeños para aprenderla bien, para aprehenderla bien; no hay peor ruido que un adulto malsonante. Y en este sentido el colegio asume una gran responsabilidad. Enseñar música, a diferencia de otras materias, poco tiene que ver con conceptos y teorías, sino con sensaciones y sentimientos que, nada menos, cambian el mundo.

Por este motivo, el Certamen de corales de ECM, que celebra este año su cuarta edición, no premia prioritariamente la mejor técnica vocal, por muy valorable que sea. No. El Certamen de corales premia algo más significativo. Premia el entusiasmo, el esfuerzo y la ilusión. Premia el conseguir que sus componentes se “mueran de ganas” por asistir a la clase de música, por ensayar… porque comparten con sus compañeros y se divierten; porque aportan lo mejor que tienen, sin casting ni exclusiones pues todos “valen”. En definitiva, premia “esas caritas de felicidad, por las que todo merece la pena”, como comentó Pablo Abarca, director del coro del Colegio Lope de Vega, ganador del Certamen.

Sin embargo y aunque dicho colegio recibiera una mención especial, los 11 colegios participantes* resultaron ganadores de un encuentro que, alejado de la competitividad y la tristeza, pretendía celebrar la magia de unir las voces y emocionar. Motivo por el cual, desde Escuelas Católicas de Madrid, queremos agradecer la valiosísima labor que desarrollan todas las personas implicadas (profesores, coordinadores del Programa Artes, directores y padres) en la sonrisa de estos enormes músicos en miniatura. Gracias. Para conseguir un mundo mejor hacen falta sonrisas bien afinadas.

Graciela G. Oyarzabal
Departamento de Comunicación

*Colegio Obispo Perello
Colegio Nuestra Señora de Fátima
Colegio Hermanos Amorós- Marianistas
Colegio Virgen de Mirasierra
Colegio Lope de Vega
Colegio Madres Concepcionistas
Colegio Santa Rita
Colegio Nuestra Señora de las Nieves
Colegio San Ignacio de Loyola
Colegio Fundación Santamarca
Centro Educativo Ponce de León

Rate this blog entry:
10

Related Posts

Comments 1

 
Guest - Emilio Díaz Muñoz on Wednesday, 31 May 2017 19:11

Preciosísimo comentario de Graciela G. Oyarzábal sobre la música, el Programa ARTES y el encuentro de corales de ECM. ¡Felicidades!

Preciosísimo comentario de Graciela G. Oyarzábal sobre la música, el Programa ARTES y el encuentro de corales de ECM. ¡Felicidades!
Already Registered? Login Here
Guest
Monday, 22 April 2019

Newsletter

Location

C/ Hacienda de Pavones, 5 2ª Planta
28030 Madrid.
Direccions:
Metro: Línea 9 - Artilleros Station
Bus: lines 20, 30 y 32

Contact Information

Contact and resolves doubts you have doubts.

  • Phone: +34 913288007
  • Email: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Buscador de Centros ECM

Buscador de Centros ECM
App Buscador ECM Google Play
App Buscador ECM Apple Store

Social Networks

We are in social networks. Follow us and stay informed.
twitter Facebook Youtube