Escuelas Católicas de Madrid

Innovar sí, pero con valor añadido

Innovar sí, pero con valor añadido

Días atrás, el colegio Nazaret - Oporto, del barrio de Carabanchel, celebró sus treinta años de historia. Treinta años llenos de misión, de servicio, de creatividad y compromiso... Y para celebrarlo, qué mejor que un acto presidido por un referente mundial en el campo de la pedagogía y de la innovación educativa: la madre Montserrat del Pozo, superiora general de la Congregación titular del centro.

Una vez más, la madre Montse pronunció palabras llenas de motivación y ánimo... pero también llenas de clarividencia y de realismo. Y entre ellas, unas enormemente significativas: "No se trata de innovar por innovar... la innovación tiene que aportar valor añadido".

No puede ser más cierto. No podemos arriesgarnos a dar de sí el término innovación cuando lo empleamos en el ámbito educativo. No podemos aplicarlo frívolamente, enmascarando acciones que, lejos de tener sentido y contenido, pretenden únicamente ser envoltorios atractivos para la "clientela"; instrumentos de marketing al servicio del "mercado"; atractivos fuegos de artificio que no encierran proyecto sostenible. La innovación educativa, como dice Montserrat, debe saber de dónde viene y a dónde va... Debe, en definitiva, aportar "valor añadido". En este sentido, me remito al post publicado en este mismo medio el 4 de abril de 2016, titulado "la innovación no es una loción crecepelo", y a otro posterior que se denominaba "Innovación a pie de obra".

Y es que, cuando hablamos de instituciones como las religiosas de Nazaret u otras muchas con obras y centros en Escuelas Católicas de Madrid, hablamos de proyectos educativos sólidos que asimilan sus propuestas de cambio, de mejora, sabiendo por qué y para qué... Hablamos de proyectos de misión que, en palabras de Javier Cortés, "cambian para ser ellos mismos"... Hablamos de actitudes de mejora permanente, que se articulan sobre procesos y protocolos de evaluación, de participación, de constante referencia de objetivos. Hablamos de Programas de tanto calado como el de Innovación 43.19, que pronto cumplirá sus diez años de existencia con éxito.

En definitiva, la innovación de la que se nos habló el otro día es una innovación con sentido, realizada para el proyecto educativo y desde el proyecto educativo; huyendo de palabras grandilocuentes y asentada en hechos del día a día, poco visibles quizá desde el exterior, pero claramente perceptibles a "pie de obra". Y quien más sabe de esto del "pie de obra o de aula" es quien alterna sus conferencias a lo largo de todo el planeta, con sus clases y aulas cotidianas en su cole. Y un ejemplo claro de eso es, querido lector, la madre Montse del Pozo, que de aportar valor añadido con la innovación sabe un rato...

Emilio Díaz
Responsable de Comunicación y Relaciones Institucionales

Valora este artículo del blog:
8

Artículos relacionados

Comentarios

 
No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Domingo, 20 Octubre 2019

Subscripción al Newsletter

Localización

Teléfono: +34 913288007
Email: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

C/ Hacienda de Pavones, 5 2ª Planta
28030 Madrid.

Metro: Línea 9 - Estación Vinateros
Bus: líneas 20, 30 y 32